Política Uruguay

SUBA DEL IRPF

Se viene otro ajuste del Frente Amplio

En el marco de la próxima rendición de cuentas que será enviada al parlamento en el mes de Julio el ministro de economía Danilo Astori, anunció en una conferencia de prensa realizada ayer un conjunto de medidas económicas que constituyen un nuevo ataque a los bolsillos de los trabajadores.

Miércoles 25 de mayo de 2016

Preocupado por seguir haciendo buena letra frente a los mercados y mantener el grado inversor, las medidas anunciadas por el ministro continúan en la línea de anteriores decisiones como los límites impuestos en la negociación colectiva, el tarifazo, la suba del boleto en el transporte colectivo y el austero plan presupuestal.

La crisis ¿quién la paga?

Luego de años de bonanza económica producto de los beneficios derivados fundamentalmente de los excepcionales precios de las materias primas que exporta el país, los indicadores económicos comenzaron a mostrar síntomas de agotamiento y desaceleración que en este último tiempo se transformaron directamente en señales de crisis económica.

Desde algunos meses esta situación impacta directamente en la mayoría de la población y se expresa en la pérdida de fuentes laborales, la tendencia a la baja de los salarios y el aumento de la inflación; pero con los anuncios del ministro de economía de ayer se configura un nuevo escenario en el cual el gobierno del Frente Amplio se propone directamente implementar un ajuste que avanza sobre los ingresos salariales de trabajadores y las jubilaciones.

En estas últimas semanas, y ante la necesidad de tomar medidas frente al empeoramiento de la situación económica del país y el abultado déficit fiscal, se especuló con tibias propuestas de eliminar algunas exenciones impositivas a los empresarios que se habían tomado luego de la crisis del 2002 lo que constituía, aún viniendo de sectores oficialistas, el reconocimiento de que las patronales nacionales y extranjeras estaban gozando de importantes privilegios en estos últimos años de gobierno frenteamplista.

Sin embargo los anuncios realizados hoy confirman que el FA mantendrá los beneficios a los capitalistas y que el costo de la crisis recaerá sobre los trabajadores al mejor estilo de las “soluciones” implementadas por los partidos tradicionales en anteriores periodos. Por más que ahora estos mismos partidos se escandalizan de los aumentos de impuestos y hacen declaraciones demagógicas no debemos olvidar que en el pasado ellos actuaron de la misma manera y si estuvieran en el gobierno harían cosas muy similares a las que anuncia el FA hoy.

Sube el IRPF y el IASS para aumentar la recaudación

Entre las medidas que plantea el gobierno se destacan la intención de aumentar el IRPF y la IASS.

El IRPF constituye un aumento directo del impuesto al trabajo y fue creado por el propio Frente Amplio en el año 2007. En Uruguay pagan este impuesto 495000 personas de un total de 1.300.000 trabajadores, lo que significa un 37% del total.

Que el 60% de los trabajadores en blanco (sin contar los trabajadores informales o precarizados en situaciones aún peores) gane menos de la mitad del costo de la canasta familiar (menos de 24000 pesos) muestra los sueldos de miseria que ganan la amplia mayoría de trabajadores del país.

La propuesta que anunció Astori plantea que la franja que gana entre $ 23.380 a $ 33.400 mantenga el porcentaje de 10% mientras que las siguientes franjas aumentaran su contribución. Aquellos que ganan entre $ 33.400 y $ 50.101, que hoy está gravado con un 15%, tendrían un aumento a 18%. La que va del de $ 50.101 a $ 167.000, hoy con un 20%. pasaría al 23%; la franja que va de $ 167.001 a $ 250.500 de 22% al 26%; la franja que va de $ 250.501 a $ 384.100 se grava hoy con 25% y se propone 29%, mientras que para la que va de de $ 384.101 en adelante hoy con el 30% se propone 34%.

El gobierno se ufana de declarar que esta propuesta de aumento solo afectará a un grupo menor de trabajadores, pero tal situación solo hace más evidente que pocos asalariados ganan un sueldo mínimamente digno y que además ahora verán reducidos sus ingresos por la suba en el IRPF en un contexto en que ya se da la perdida del poder adquisitivo por la creciente inflación.

Como complemento al aumento del IRPF y el IASS Astori anunció que se postergarán ejecuciones del gasto público previstas para el año 2017 y la reducción de la plantilla de trabajadores del Estado a través del mecanismo de que por 3 trabajadores que egresen ingresarán 2 lo que en la práctica es un achicamiento del Estado al estilo del que se implementó en los 90 cuando no ingresaban trabajadores al Estado.

El ajuste se enfrenta con plan de lucha y en las calles

El paro planteado para un lejano 29 de junio parece ser una medida de presión sobre la propia bancada frenteamplista para que introduzca cambios que suavicen el ajuste más que una verdadera medida de lucha para derrotar este plan antiobrero.
Los trabajadores no deben tener ilusiones en el discurso vendehumo de la bancada del FA en el parlamento (El MPP, el Partido Comunista y la 711), como se insinúa en la declaración del secretariado ejecutivo del Pit-Cnt, porque lo único que quieren es embellecer el ajuste o limar sus aristas más irritantes.
Para enfrentar el ajuste debe haber un plan de lucha discutido y votado democráticamente por los trabajadores. En este sentido debemos pelear por hacer cumplir la resolución del secretariado ejecutivo de realizar asambleas del 6 al 10 de junio para votar medidas progresivas de lucha y movilizaciones masivas en base a un programa que reclame mayores impuestos al capital, el no pago de la deuda, eliminar las fuerzas represivas y las jubilaciones de los represores y altos dignatarios del estado.






Temas relacionados

Política Uruguay   /   Uruguay   /   Ajuste fiscal   /   Impuesto al salario   /   Tabaré Vázquez   /   Frente Amplio

Comentarios

DEJAR COMENTARIO