ATENTADOS A MEMORIALES

Nuevo atentado esta vez contra el memorial ubicado en el Cerro

Otro atentado más en una cadena de atentados contra los memoriales esta vez contra el Memorial a los Desaparecidos en el parque Vaz Ferreira en el barrio del Cerro.

Domingo 26 de agosto de 2018 | 22:03

Se repite nuevamente la acción de la impunidad contra la memoria y la lucha por los derechos humanos. Durante el fin de semana se atentó contra el Memorial de los Desaparecidos que recuerda a los detenidos desaparecidos uruguayos por el Plan Cóndor y la dictadura cívico militar.

Durante este año ya se habían registrado otros atentados contra otros memoriales, en junio el militar retirado Carlos Díaz Vecino atentó contra dos placas de la memoria una de ellas la que se encuentra frente al Hospital Militar y la otra en el ex Centro General de Instrucción para Oficiales de Reserva (CGIOR). Díaz Vecino fue sancionado penalmente a 6 meses de libertad vigilada por dos delitos de “daño agravado en reiteración real”. Posteriormente a pocas horas de la realización de un acto de repudio contra estos atentados se volvió a registrar otro atentado contra el memorial ubicado en las inmediaciones del Hospital Militar.

En este atentado según la información trascendida y como muestra el material gráfico se llevó a cabo con pintura, que se sospecha eran bombas por el procedimiento llevado a cabo por la investigación policial en el lugar.

No son hechos aislados

Como señalaron las organizaciones sociales y de derechos humanos que habían realizado el acto de repudio estos atentados no vienen de “un personaje aislado”, sino que “el marco de impunidad vigente permite que aun hayan criminales de lesa humanidad libres y prófugos por amparos y complicidades. Expresan una ofensiva de los sectores más reaccionarios que pretenden además emprender una escalada represiva como lo han vivido trabajadores y estudiantes en distintas luchas que llevan adelante por sus derechos. La impunidad protege al fascismo y a sus exponentes activos.”

Hasta ahora el poder judicial solamente sancionó a Diaz Vecino aisladamente sin indagar e investigar más a fondo, este último hecho comprueba que la sistematicidad de estos atentados van más allá de un individuo aislado.

No se puede olvidar tampoco el atentado contra el GIAF (grupo de antropólogos que investigan sobre los restos de desaparecidos) y las amenazas a figuras de derechos humanos realizadas por el autodenominado Comando Barneix.

Se sienten protegidos

La impunidad del régimen y del Pacto del Club Naval es el marco para el accionar de estas bandas reaccionarias que intentan continuar estigmatizando la memoria de los detenidos desaparecidos y atacan a su vez a todos aquellos que luchamos y nos pronunciamos contra la impunidad.

También es una reacción al tímido avance del poder judicial y la investigación que solo es a base de la lucha y la denuncia de familiares, ex presos y organizaciones de derechos humanos, junto a la discusión pública acerca de los privilegios de casta que tienen los militares.

Pero la impunidad que les sigue garantizando el régimen junto a la nueva convalidación que se les da a las FFAA para la represión interna es una garantía para el accionar de este sector reaccionario.

Solo la movilización masiva de las organizaciones de derechos humanos, de trabajadores y estudiantes, puede frenar estos avances reaccionarios y terminar de torcerle el brazo al régimen de impunidad reinante.






Temas relacionados

Derechos Humanos   /   Memoria Histórica   /   Uruguay   /   Dictadura uruguaya   /   Detenidos desaparecidos   /   Represión en Uruguay   /   Plan Cóndor

Comentarios

DEJAR COMENTARIO