×
×
Red Internacional

Los obreros citrícolas de la empresa Ledesma SAAI definieron en asamblea la medida. Reclaman el cese de sanciones y suspensiones "por supuestos malos cortes de fruta", y denuncian que permanentemente jefes y supervisores intentan cambiar las medidas del jornal.

Viernes 27 de mayo | Edición del día

A través de su cuenta en Facebook, la seccional 877 UATRE Ledesma, que representa a las y los trabajadores citrícolas de la empresa homónima y a trabajadores rurales del departamento, hizo pública la medida de fuerza tomada por los cosecheros de la finca Maíz Negro desde esta mañana.

Los trabajadores de cosecha denuncian que permanentemente jefes y supervisores intentan cambiar las medidas del jornal, de forma que el cosechero tienen que entregar más kilos de fruta para completar un jornal. Para hacer diferencia salarial y tratar de realizar más de un jornal por día, el cosechero tiene que entregar más fruta que lo establecido.

Además, el valor de bolso de cosecha varia según el tipo de corte: si es un corte que requiere más calidad y por lo tanto más tiempo, la patronal debería pagar un extra. Sin embargo, pretende abonar como corte común de fruta y exige un corte especial, sancionando al trabajador si así no lo hace. La sanción a veces es informal, haciendo "descansar" una o dos horas al trabajador, o al grupo, que durante ese tiempo no puede cosechar, evitando puedan completar el jornal.

Cansados de las arbitrariedades y maltrato de jefes y supervisores, los trabajadores de cosecha de la finca Maíz Negro definieron esta mañana un cese de tareas, hasta obtener una resolución a sus reclamos.

Desde la Comisión Directiva de la seccional 877 UATRE Ledesma, informaron en un comunicado que "conjuntamente con los delegados respaldamos la medida de fuerza definida por los cosecheros de Maíz Negro. Denunciamos al jefe Valdez que quiso engañar a los trabajadores que había un acuerdo con el sindicato de avalar sanciones, maniobra que fue rechazada por los delegados y trabajadores".

Plantearon además que "Exigimos poder entrar a los lugares de trabajo para que estos intentos de engaño no puedan realizarse y que el sindicato pueda estar presente en las negociaciones", ya que la empresa Ledesma SAAI acostumbra a la antisindical práctica de prohibir el ingreso de los representantes sindicales de los trabajadores a los lugares de trabajo.

Junto con la exigencia del cese de las sanciones arbitrarias, el comunicado de la seccional reclama "que se permita ingresar al Secretario General a las fincas y lugares de trabajo para hablar con los compañeros y poder ver las condiciones en las que están trabajando, cuestión que la empresa niega sistemáticamente en todas las secciones, lo que incurre en una práctica antisindical".

Los cosecheros de Maíz Negro definirán en asamblea, tras una reunión con el jefe de la finca, cómo continuar.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias