La charlatanería de Lacalle Pou sobre Cuba

Como es tradicional a la derecha uruguaya Lacalle Pou sacó a relucir su diatriba anti comunista y sometida al imperialismo estadounidense, aprovechando la situación en Cuba.

Miércoles 14 de julio

Aprovechando las noticias venidas desde Cuba, Lacalle Pou no demoró en sacar a relucir su discurso anti comunista y vasallo del imperialismo estadounidense, tradicional en la derecha uruguaya.

Te puede interesar: Qué expresan las manifestaciones contra el gobierno cubano y su respuesta represiva

Interviniendo en la política interna de Cuba y llamando a replicar esa actitud, a la vez que afirmando ese principio en la misma frase, quedando claro que para él el principio de autodeterminación depende de su interés del momento y el lugar:
"Cuba es una dictadura que obviamente no respeta los derechos humanos. La comunidad internacional debe ayudar y manifestarse sin entrometerse en los asuntos del país. Está claro que en los estrados internacionales en los cuales participa Uruguay este tipo de cosas hay que manifestarlas claramente".

Por supuesto que tampoco mencionó en ningún momento la actitud criminal de bloqueo que sostiene EEUU contra Cuba, otra razón más que expone su paraguas de la autodeterminación lleno de agujeros.

También se plegó al uso mancomunado del imperialismo y la reacción cubana de la vieja charlatanería de la “libertad”, como si ello lo explicara todo. Y como si él mismo, la respetara en su propio país, siendo un gobierno que restringió una larga lista de derechos a través de la LUC y prohibió arbitrariamente el derecho de reunión recientemente.

Pero para Lacalle Pou el ardor por la libertad solo sirve cuando favorece el avance de los intereses del mercado: "para ver cómo se estaba viviendo la situación". "La libertad es lo que mueve al individuo y llega un momento que a uno lo pueden arrinconar, pero cuando se dan determinadas situaciones y circunstancias el individuo pelea por su libertad y por la sociedad".

Por eso también, no se le mueve un pelo de vergüenza cuando hace recaer la responsabilidad a la población usando el concepto de “libertad responsable” para garantizar la ganancia capitalista a pesar de la muerte de cientos de uruguayos.

Por eso también, su propio partido hace muy pocos días envío una carta de felicitación al Partido Comunista Chino por su centenario. Para este caso la “libertad” no importa, más importante para los dueños de las vacas y la soja son los dólares que sacan de los negocios con los nuevos amigos del lejano oriente.

La derecha uruguaya al igual que el resto de la derecha latinoamericana siempre se declararon enemigos acérrimos de las conquistas socialistas de la revolución cubana, significando para ellos un muy mal ejemplo, frente al modelo de miseria y subordinación al imperialismo que representa su propio modelo de sociedad para nuestros países.

Hoy, mientras la derecha tanto de adentro como de afuera de la isla y a nivel internacional aprovechan para hablar de "libertad", que no es otra cosa que exigir la apertura de la economía cubana al mercado capitalista internacional, desde los sectores de izquierda debemos defender las conquistas de la revolución cubana, exigir el fin del criminal bloqueo, pero también debemos ser críticos con la política del gobierno cubano, sus “reformas” de apertura al capitalismo y su política represiva y de privación de la libertad de organización independiente para todo aquél que defienda las conquistas de la revolución y enfrente al imperialismo.

Hoy sólo el pueblo trabajador cubano es el que puede encontrar una salida en el pleno ejercicio de sus derechos, cuestionando los privilegios de la casta que dirige el gobierno, e imponiendo un verdadero gobierno obrero y popular basado en la auto organización de las masas y la democracia obrera.






Temas relacionados

gobierno uruguayo   /   Lacalle Pou   /   Uruguay   /   Bloqueo a Cuba   /   Reformas en Cuba   /   Revolución cubana   /   Cuba

Comentarios

DEJAR COMENTARIO