×
×
Red Internacional

El Círculo Rojo. Claves para conocer la historia reciente de Ucrania

La invasión rusa puso nuevamente el foco en ese territorio que durante siglos fue un lugar de disputa ¿Cuál es su pasado y como hechos recientes marcaron el presente?

Diego Sacchi@sac_diego

Viernes 25 de marzo | Edición del día

De esos temas hablamos en la columna sobre noticias internacionales del programa de radio El Círculo Rojo, que se emite todos los jueves de 22 a 24 hs por Radio Con Vos.

Ucrania se puede traducir como “tierra fronteriza” porque marcaba el límite del imperio ruso con los polacos. Desde el siglo XVII el zarismo ocupo esos territorios prohibió el ucraniano como idioma e impuso el catolicismo ortodoxo, esa opresión fue gestando el nacionalismo ucraniano.

Vamos a dar un salto de unos siglos y llegamos a 1917 cuando, producto de la revolución rusa, Ucrania logra su independencia y en una parte del territorio se funda la República Socialista Soviética de Ucrania que sería parte de la URSS.

Hace poco Putin dijo que Ucrania fue una invención de Lenin, cuando en realidad la revolución rusa reconoció a las naciones oprimidas por el zarismo.

La cuestión de la independencia ucraniana no surge con Lenin, como dijo Putin, pero con el impulso de la revolución rusa lo que surge es una resolución progresiva de ese problema.

Te puede interesar: La cuestión ucraniana

Los años del estalinismo en la URSS vuelven a generar una serie de imposiciones y opresiones sobre Ucrania que sirven para alimentar el surgimiento de un nacionalismo reaccionario.

En 1991 la declaración de independencia del país hace colapsar a la URSS. De ahí vamos a algo más actual.

En 2004 se da lo que se conoció como La Revolución Naranja. Las elecciones presidenciales Putin viaja a Ucrania a apoyar a Víktor Yanukóvich que iba a las elecciones en alianza con Yulia Timoshenko, la Princesa del gas, dueña de una empresa importadora de gas ruso.

Su adversario era Víktor Yúshchenko, que sorpresivamente se enferma gravemente durante la campaña. El presidente Yúshenko comienza un acercamiento con la Unión Europea.

En 2010 llega a la presidencia Víktor Yanukóvich que decide dar la espalda a Europa y reentablar relaciones con Rusia. Se comienza a profundizar la división en Ucrania entre este proyecto de integración económica europea y una propuesta rusa de unión aduanera.

2014 es un año clave, comienza la guerra en el Dombas, la anexión de Crimea y el parlamento ucraniano votó solicitar ingresar a la OTAN, la negativa del gobierno hace estallar las protestas conocidas como “Euromaidan”. Entre los principales impulsores se encontraban grupos ultra-nacionalista y de extrema derecha Pravy Sektor, el partido parlamentario de extrema derecha Svoboda y las Iglesias ucranianas.

A tres meses de iniciadas las protestas Yanukóvich debió renunciar y huir del país. Christine Lagarde declaró entonces que el FMI “estaría dispuesto a ayudar a Ucrania” y lo hizo efectivo en abril con la firma de un acuerdo stand-by. Se trató de un acuerdo a dos años, por un total de 17.010 millones de dólares, equivalentes al 800% de la cuota del país en el Fondo.

Las elecciones las ganó el empresario Petró Poroshenko. A poco de asumir sucede algo muy interesante. Poroshenko deja de pagar una deuda con Rusia. El gobierno ucraniano alegaba que esa deuda se había contraído violando los principios democráticos y contra los intereses de su propio pueblo. Es decir, apelaba a la doctrina de la deuda odiosa.

El país queda atado a las demandas del FMI que impone avanzar con una serie de reformas, generando una crisis mayor.

En 2019 gana la elección el actual presidente Volodímir Zelenski, un abogado y actor, en base a una campaña contra la corrupción, pero también por la distensión con Rusia.

La OTAN concede a Ucrania el estatus de ‘socio con oportunidades mejoradas’. En 2021 Zelenski acusa a Rusia de concentrar tropas en las fronteras de Ucrania y pone fin a su política de diálogo, declara abiertamente que la pertenencia de su país a la OTAN es la única forma de acabar con la guerra en el Dombas. Lo que siguió es la invasión rusa y las consecuencias que estamos viendo.

Este breve repaso muestra que la historia Ucraniana está íntimamente ligada a las disputas de poder entre potencias, con la utilización de los nacionalismos como cobertura de esas disputas.

Por eso me resultó interesante ante la crisis actual algo que dijo Lenin a los ucraniano “Nosotros somos enemigos de los odios nacionales, de las querellas nacionales y del aislamiento nacional. Somos internacionalistas. Aspiramos a una unión estrecha y a la completa fusión de los obreros y campesinos de todas las naciones del mundo”




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias