Desmantelamiento de la atención a la Primera Infancia

Recortes y despidos en INAU

El Directorio del INAU resolvió la no recontratación de 29 técnicos y técnicas que se desempeñan en el Programa Primera Infancia de INAU. Aunque la resolución aún no se concretó, se trata de un nuevo avance del gobierno en los recortes y desmantelamientos de políticas sociales.

Domingo 8 de noviembre | 17:30

En una carta dirigida a la opinión pública trabajadores y trabajadoras que se desempeñan en el Programa Primera Infancia de INAU denuncian que el Directorio del ese organismo en la sesión del 28 de octubre ha resuelto la no recontratación de 29 técnicos y técnicas que cumplen tareas en diferentes áreas vinculadas a la Primera Infancia.

Según señalan en la carta se trata de “especialistas en desarrollo infantil, trabajo social, psicología, psicomotricidad, sociología, educación, derecho, contabilidad, economía y políticas públicas realizamos tareas vinculadas a los centros CAIF, CAPI, Nuestros Niños, Casas Comunitarias de Cuidado, Siempre y Espacios para el Cuidado de Hijos de Estudiantes, en el marco de la atención integral, promoción y protección de derechos, así como en la única formación pública de educadores y educadoras de primera infancia (0 a 3 años)”.

Aunque hace pocos meses el presidente del INAU Pablo Abdala había dicho que no iba a haber recortes en la Institución con esta decisión vemos, que al igual que sucede en otras áreas del Estado, el gobierno avanza en su política de desmantelamiento y cierres de programas y política sociales.

Esta resolución además se toma en momentos en que el Programa Primera Infancia de INAU asumirá la supervisión de los jardines de infantes privados (alrededor de 400 centros) según se resolvió en la Ley de Urgente Consideración (LUC). O sea que contradictoriamente, cuando se están por asumir nuevas funciones, se realizan recortes de los técnicos involucrados en estas mismas tareas.

Esta decisión implica además el despido y la pérdida de fuentes laborales de estos trabajadores, cuestión que también se da en otras áreas, como el MIDES o el Ministerio de Vivienda.

El gobierno pone como excusa la crisis económica o la pandemia del Covid 19, aunque lo cierto es que dinero hay, pero se destina al salvataje de los empresarios o para “fomentar las inversiones” otorgando todo tipo de privilegios (exenciones impositivas, subsidios, préstamos). Los mismos que se vienen llenando los bolsillos hace décadas hoy son auxiliados desde el gobierno, mientras se eliminan programas de políticas públicas y sociales cuando entre los trabajadores crece la desocupación y aumenta la pobreza.

Frenar los despidos y el desmantelamiento de los programas sociales

Al día de hoy los despidos en Primera Infancia están “en suspenso” aunque Abdala ya anunció que no todos los contratos serán renovados.

Estos técnicos y técnicas del Programa Primera Infancia tienen contratos precarios y de renovación anual, problema que arrastran desde las administraciones anteriores (cuando el Frente Amplio era gobierno) y que facilitan que se tomen este tipo de medidas.

Esta situación vuelve a mostrar que es necesario terminar con los contratos “chatarras”, los contratos con unipersonales, las tercerizaciones y privatizaciones. Todas estas formas contractuales, herederas del neoliberalismo de los años 90 favorecen la flexibilización laboral y los despidos arbitrarios y tienen como fin último el achique del Estado, que es en definitiva el programa de gobierno de la coalición multicolor.

La organización y la movilización son las herramientas con que se pueden enfrentar estas políticas de vaciamiento.

El sindicato del INAU, así como el PIT-CNT no pueden permanecer ajenos a este tipo de situaciones que atraviesan distintas áreas del Estado, y deberían poner toda su organización y estructuras al servicio de las luchas, porque al impedir los despidos (aún cuando sean trabajadores tercerizados o que desde el punto de vista formal no sean trabajadores públicos) se fortalece toda la clase trabajadora y se coloca en mejores posiciones para enfrentar los ataques y ajustes.

Es hora de unificar los conflictos, coordinando con otros sectores del Estado con contratos precarios, a término, o tercerizados para plantear un plan de lucha que pueda enfrentar los planes del gobierno.

Compartimos la carta pública de lxs trabajadorxs de INAU






Temas relacionados

Programa Primera Infancia   /   Pablo Abdala   /   INAU   /   Primera Infancia   /   Ley de Urgente Consideración   /   Tercerizados   /   Precarizados

Comentarios

DEJAR COMENTARIO