Mundo Obrero Uruguay

Papelón de Bonomi: Censura y represión a protesta tabacalera

Durante un acto oficial en el Departamento de Artigas el Ministro del Interior junto a sus subordinados protagonizaron una escena patética de forcejeo, censura y represión contra un grupo de familias que trabajan en el sector tabacalero.

Martes 27 de noviembre | 20:35

En un acto oficial del Poder Ejecutivo en el Departamento de Artigas un grupo de cultivadores y jornaleros del tabaco quisieron hacer llegar su protesta extendiendo una pancarta, lo cual fue impedido por el Ministro del Interior Eduardo Bonomi y sus sobordinados.

Durante los forcejeos Bonomi se puso delante e incluso se tiró encima de los manifestantes, mientras que sus subordinados que también bloqueaban la protesta empezaron con los forcejeos y terminaron llevándose detenidos a dos de ellos.
Bonomi posteriormente se trató de justificar argumentando que "me empujan dos veces y me sacan para el costado" (cuestión que no consta en el video difundido) y que esto es parte de la campaña electoral.

El reclamo tabacalero

Los tabacaleros denuncian dificultades en su sector que se encuentra en crisis y argumentan que se debe a la política anti tabaco del gobierno. Alrededor de un centenar de productores se encuentran en dificultades hoy día según dicen, y eso repercute sobre todo un sector social que depende de esta producción.

En el acto de ayer los tabacaleros argumentaban que “Somos productores tabacaleros, sumamos 74 familias, no nos dan soluciones a nuestros problemas y no nos atienden”. Posteriormente la madre de uno de los detenidos dijo que “Solo queríamos tender nuestra pancarta. En el momento que nos vieran íbamos a recogerla. La Policía estuvo de acuerdo, nos dijo que lo hiciéramos. Ahora cuando fuimos nos empezaron a complicar con una cosa o con otra. Cuando vino la comitiva estiramos la pancarta en la ruta y la Policía se nos vino encima. Yo les dije que estábamos en democracia y queríamos luchar por nuestros derechos” y agregó: “Ellos estaban con la pancarta, fueron para que el presidente pudiera ver pero infelizmente se pusieron adelante, lo pusieron preso a él y a otro trabajador más. Por eso yo pido a todos que apoyen al tabaco, porque eso da comida a muchas personas, a muchas familias. Lo que están haciendo es doloroso”.

Para el Instituto Nacional de DDHH (Indhh) en el hecho se “afectaron de forma ilegítima los derechos a la libertad de expresión y la libertad de reunión pacífica, consagrados en normas y principios sobre derechos humanos”. A su vez, el organismo “recuerda al Poder Ejecutivo y en especial al Ministerio del Interior que toda medida que se adopte para asegurar la seguridad y la convivencia debe guiarse por los principios de legalidad, necesidad y proporcionalidad (…) y en ningún caso puede incluir la detención de quienes realizan la manifestación de forma pacífica”.

Repercusión en el Pit- Cnt

Por su parte el presidente del PIT-CNT, Fernando Pereira criticó al ministro por su actuación contra los trabajadores tabacaleros: “Es un error increíble del ministro y de quienes asistieron al ministro. En Uruguay tenemos las garantías para expresar nuestra libertad y en orden y con respeto, marcar nuestra posición crítica al gobierno o a la oposición o al PIT-CNT o a quien sea”. El tema será tratado en el próximo secretariado ejecutivo, pero el dirigente del PIT-CNT ya adelantó que “esto se resuelve con un pedido de disculpas”.

La demagogia de la derecha

Sectores del Partido Nacional y del Partido Colorado ya han salido a colocarse demagógicamente en torno a este tema cuando históricamente nunca les importó nada la situación social de los pequeños cultivadores y trabajadores jornaleros del sector rural. Si hay políticos que históricamente han destruido infinidad de áreas de producción y sectores sociales con la liberalización del mercado y la importación irrestricta, esos han sido los partidos de derecha.

No se puede tapar el sol con un dedo (ni con la humanidad de Bonomi)

La protesta de los trabajadores y productores tabacaleros de Artigas debe entenderse en un marco general de estancamiento social y económico que vive nuestro país desde hace algún tiempo. Los índices de empleo caen, los distintos sectores de actividad presentan problemas cada vez más profundos, y la percepción de la población es que la situación se deteriora lentamente. A esto se suma la poca esperanza de cambio que representan los candidatos de los distintos partidos, ya sea del oficialismo como de la oposición. Pero como dijo el ministro: “la campaña ya empezó”. Y en consecuencia hay que poder mostrar los “resultados”. No es tiempo para protestar.

Curiosamente esta situación se da en Artigas, cuna fundacional del MLN-T con la gesta de los cañeros de Bella Unión. Y curiosamente también, esta situación de intento de coartar la libertad de expresión se da mientras paralelamente las tropas norteamericanas despliegan todo su arsenal en suelo uruguayo para garantizar la seguridad del G-20. Si se pudiera resumir la situación actual, podemos decir: “duros contra los trabajadores y arrodillados ante el amo del norte”.






Temas relacionados

Mundo Obrero Uruguay   /   Represión

Comentarios

DEJAR COMENTARIO